VACANTIS APOSTOLICAE SEDIS

"Quod si ex Ecclesiae voluntate et praescripto eadem aliquando fuerit necessaria ad valorem quoque." "Ipsum Suprema Nostra auctoritate nullum et irritum declaramus."

FIESTA DE TODOS LOS SANTOS



1 de noviembre del Año del Señor

FIESTA DE 
TODOS LOS SANTOS

Por la fe conquistaron reinos, ejercitaron la justicia, obtuvieron el efecto de las promesas. (Hebreos, 11, 33).

Al comienzo del siglo VII, el santo Papa S.S. Bonifacio IV fue autorizado, por el emperador Focas, a cambiar el Panteón, erigido en honor de los falsos dioses a quienes los paganos festejaban juntamente, en una iglesia que dedicó a la Santísima Virgen y a todos los mártires. Esta ceremonia tuvo lugar el 13 de mayo, y su aniversario llegó a ser fiesta fija anual, que S.S. el Papa Gregorio IV transfirió al 1º de noviembre y extendió a todo el imperio, el año 835, durante el reinado de Luis el Bueno, convirtiéndola en la Fiesta de Todos los Santos.




ORACIÓN

Omnipotente y eterno Dios, que nos concedéis que honremos en una misma solemnidad los méritos de todos vuestros Santos, haced que, asistidos por tan numerosos intercesores, obtengamos cada vez más, según nuestros deseos, la multitud de vuestras gracias. Por J. C. N. S. Amén.


MEDITACIÓN LA FIESTA
DE TODOS LOS SANTOS

I. La vida de los Santos ha estado llena de miserias: han sido perseguidos y atormentados por los enemigos de Jesucristo; Dios les ha enviado aflicciones para probarlos y purificarlos; en fin, ellos mismos se rehusaron a los placeres más inocentes y ejercieron sobre sus cuerpos grandísimas austeridades. ¿Quieres ir tú adonde están ellos? He ahí el camino, sigue sus huellas; estos grandes hombres tenían un cuerpo como el tuyo, pero más valor que tú. No han sido de naturaleza superior a la nuestra, sino de mayor vigilancia; no estuvieron exentos de pecados, pero hicieron penitencia. (San Ambrosio).

II. Los santos a pesar de sus pruebas, siempre han estado alegres y contentos en esta vida, porque los consuelos que Dios derramaba en sus almas les quitaban todo sentimiento de los dolores del cuerpo. Míralos en el patíbulo y en los yermos: aquí, derraman lágrimas de consuelo, allí, están llenos de gozo en medio de las torturas. Dios es tan generoso que no quiere esperar a la otra vida para recompensarlos, hasta lo hace en este mundo.

III. Si fueron consolados en esta vida, que era el lugar de exilio, de sus combates y sufrimientos, ¡de qué gozo no serán colmados en el cielo, su patria y lugar de su triunfo! Allí poseen todos los bienes que su corazón puede desear, porque poseen a Dios; no son afligidos por incomodidad alguna. Escucha lo que te dicen: "Para llegar al cielo no pienses encontrar un camino más cómodo que el que recorrimos nosotros en pos de Jesucristo. No busques aquí abajo lo que ningún santo ha podido encontrar, lo que Cristo mismo no ha encontrado".

*En efecto, mis amados hermanos y hermanas. Para entrar en el Cielo, sólo hay un único camino, una senda angosta y desconocida, un camino repleto de molestias y contrariedades, de mortificaciones y humillaciones, en una palabra, el camino de la Cruz, el Vía Crucis que todos los discípulos de Jesucristo debemos reproducir en nuestras vidas para merecer ser contados entre los siervos fieles del Salvador y Redentor del género humano. Y el portero del reino de los Cielos es el último Sucesor del bendito San Pedro, S.S. Pío XII, a quien hay que estar muy unido y cuyo Magisterio y Disciplina debemos obedecer fielmente, sin lo cual no habrá salvación posible. Por tanto, a quien venga con fábulas y falsos cantos de sirena proclamando a los cuatro vientos que la salvación es fácil y asequible para cualquiera, que no hay necesidad de hacer grandes esfuerzos ni vivir con el santo temor de ofender a Dios a cada momento, a ese o esa tal debemos rechazar vigorosamente, pues esa pobre persona está muy errada y no sabe lo que dice. Hoy no se nos persigue por guardar nuestra Santa Fe Católica, Apostólica y Romana, no se nos persigue de momento, pero a cambio Dios nos envía a cada uno de los que quiere hacer suyos por la Fe y las obras la enorme humillación de la cruz particular, que puede ser esa enfermedad, ese defecto, esa carencia, esa vergüenza por un rasgo de nuestro carácter, etc. Todo eso constituye la cruz que cada uno de los discípulos de Cristo debemos cargar con paciencia y resignación mientras atravesamos este lugar de destierro rumbo hacia la patria eterna. Entonces, aprovechemos bien la cruz que Dios nos ha dado y sepamos humillarnos como el Hijo de Dios se humilló, pues quien pierda su vida por Él la salvará para la eternidad, pero quien quiera gozar en este valle de lágrimas y huir del sufrimiento, no tendrá nada que esperar en la otra vida. Omnes Sancti et Sanctae Dei, intercedite pro nobis.

Fuentes: Martirologio Romano (1956), Santoral de Juan Esteban Grosez, S.J. – Tomo IV, Patron Saints Index.

*Comentario de Un discípulo amado de N.S.J.C.


1 de Noviembre del Año del Señor.
FIESTA DE
TODOS LOS SANTOS

Por la fe conquistaron reinos, ejercitaron la justicia, obtuvieron el efecto de las promesas. (Hebreos 11, 33)

+ La Festividad de todos los Santos, la cual S.S. el Papa Bonifacio IV, después de consagrado el 13 de Mayo el templo Panteón, dispuso se celebrase cada año solemne y generalmente en toda Roma, en honor de la beatísima Virgen María Madre de Dios, y de los santos Mártires. Después S.S. Gregorio IV, asimismo, mandó que la misma fiesta, que se celebraba ya, aunque de diverso modo, en diferentes Iglesias, se solemnizase perpetuamente este mismo día en la Iglesia universal a honra de todos los Santos.
+ En Persia, los santos Mártires Juan, Obispo, y Diego, Presbítero, en tiempo del Rey Sapor.
+ En Terracina de Campania, el triunfo de san Cesareo, Diácono, el cual, maltratado muchos días en la cárcel, y después metido con san Julián Presbítero en un saco, fue precipitado en el mar.
+ En Dijon, san Benigno, Presbítero, que fue enviado por san Policarpo a las Galias a predicar el Evangelio, y en tiempo del Emperador Marco Aurelio, después de atormentado con muchos y gravísimos suplicios, por orden del Juez Terencio, le quebrantaron por fin la cerviz con una barra de hierro, y le atravesaron el cuerpo con una lanza.
+ En Damasco, el suplicio de los santos Cesareo, Dacio y otros cinco.
+ El mismo día, santa María, esclava, la cual, acusada de Cristiana, en tiempo del Emperador Adriano, atormentada con crueles azotes, extendida en el potro y desgarrada con uñas aceradas, consumó el martirio.
+ En Tarso de Cilicia, las santas Cirenia y Juliana, Mártires imperando Maximiano.
+ En Auvernia de Francia, san Austremonio, que fue el primer Obispo de aquella ciudad.
+ En París, el tránsito de san Marcelo, Obispo.
+ En Bayeux de Francia, san Vigor, Obispo, en tiempo de Childeberto, Rey de los Francos.
+ En Anjou de Francia, el tránsito de san Licinio, Obispo, varón venerable por su santidad.
+ En Tívoli, san Severino, Monje.
+ En Lanchant, territorio de Gatinais, en Francia, san Maturino, Confesor.

+ Y en otras partes, otros muchos santos Mártires y Confesores, y santas Vírgenes.
R. Deo Gratias.

PADRES Y DOCTORES EQUIPARANDO LA CONSUMACIÓN O EL FIN DE LA ERA O DEL MUNDO Y EL REINADO DEL ANTICRISTO

San Hipólito

De consummatione mundi es un discurso sobre la consumación del mundo que se dice que es una adaptación del siglo VII de De Antichristo de San Hipólito de Roma. La consumación se presenta como un tiempo de seducción seguido de la segunda venida del Señor.

De consumammation mundi, Sección 2 Porque hoy os revelaré una narración llena de horror y miedo, a saber, el relato de la consumación, y en particular, de la seducción del mundo entero por el enemigo y el diablo; y después de estas cosas, la segunda venida de nuestro Señor Jesucristo.

Citando a dos profetas, Isaías y Oseas, el autor identifica sus descripciones con la furia del Anticristo durante la consumación.

De consummation mundi, Sección 4 ¿Y qué más es este viento abrasador del oriente (Osea 13:15), que el Anticristo que ha de destruir y secar las venas de las aguas y los frutos de los árboles en sus tiempos, porque los hombres ¿Pusieron su corazón en sus obras? Por lo cual ciertamente los destruirá, y ellos le servirán en su contaminación.

Los términos día de la consumación, horas de la consumación, hora de la consumación y último día de la consumación se utilizan como sinónimos. En ese tiempo surgirán falsos Cristos. P.ej:

De consumammation mundi, Sección 9 Por lo cual también en el último día de la consumación, es necesario que resurjan falsos Cristos.

Nota: Sacado texto de San Hipólito del libro "Ante-Nicene Fathers, Vol. 5." Edited by Alexander Roberts, James Donaldson, and A. Cleveland Coxe. (Buffalo, NY: Christian Literature Publishing Co., 1886.) Los traductores de San Hipólito no son Católicos, la sacaron del Luterano Johann Albert Fabricius.*

*Esto dice la Enciclopedia Católica
"St. Hippolytus of Rome." The Catholic Encyclopedia. Vol. 7, págs. 360-362
Las obras de Hipólito han sido editadas por:
Fabricius, "S. Hippolyti episcopi et mart. opera" (2 vols., Hamburgo, 1716-18);
por Andrea Gallandi en "Bibliotheca veterum patrum", II, 1766; en Migne, P.G., X; por Lagarde (Leipzig y Londres, 1858); y por Bonwetsch y Achelis, "Hipólito" I, pts. I y II (Leipzig, 1897), en "Die gr. chr. Schriftsteller", una serie publicada por la Academia de Berlín. La "Philosophumena" fue editada por Miller, como la obra de Orígenes (Oxford, 1851); por Duncker y Schneidewin como la obra de Hipólito (Göttingen, 1859), y en P.G., XVI. Los "Canones Hippolyti" fueron editados por Haneberg (Munich, 1870); por Achelis, "Die altesten Quellen des orientalischen Kirchenrechts", I, en "Texte und Untersuchungen", VI (Leipzig, 1891), 4.
 Andrea Gallandi (Católico) en "Bibliotheca veterum patrum"
Jacques-Paul Migne (Católico)"Patrologiae cursus completus...Series Graeca" 


San Cipriano de Cartago

San Cipriano de Cartago es considerado el escritor latino más destacado del cristianismo occidental hasta Jerónimo y Agustín.

Testimonia adversus Iudaeos Apud Esaiam: Et erunt vobis hi omnes sermones sicut sermones libri qui signatus est: quem si dederis homini scienti litteras ad legendum, dicet: Nonpossum legere, Signatus est enim. Sed in illa die audient surdi sermones libri; et qui in tenebris et qui in nebula sunt, oculi caecorum videbunt (Isa. XXIX, 11, 18). Item apud Hieremiam: In novissimo dierum cognoscetis ea (Hier. XXIII, 20). Item apud Danielem: Muni sermones et signa librum usque ad tempus consummationis, quoad discant multi, et impleatur agnitio; quoniam cum fiet dispersio, cognoscente omnia haec (Dan. XII, 4, 7).

Comparando a Isaías, Jeremías y Daniel, Cipriano equipara ese día (Is 29:18), los últimos días (Jer 23:20) y el tiempo de la consumación (Dan 12:4). En aquel tiempo, no los malvados sino los eruditos entenderán la profecía: los sordos oirán las palabras del libro (Is 29:18), en los postreros días entenderéis su consejo (Jer 23:20), los eruditos entenderán (Daniel 12:10).
(Tenga en cuenta que Cipriano ignora la Vulgata, donde Dan 12:4 dice usque ad tempus statutum (incluso hasta el tiempo señalado) mientras que Cipriano cita usque ad tempus consummationis (incluso hasta el tiempo de la consumación).


San Crisóstomo

El Opus Imperfectum in Matthaeum es un comentario temprano incompleto sobre el Evangelio de Mateo. Hasta el siglo XVI se pensaba que el autor era San Juan Crisóstomo. El Opus es citado extensamente por Santo Tomás de Aquino en la Catena Aurea.

La consumación del mundo se presenta como el tiempo de la tribulación, cuando la Iglesia será destruida como lo fue Jerusalén en el año 70 d.C.

Opus Imperfectum en Matthaeum, Hom. XLIX Sicut illi tale facinus commiserunt, quale numquam commissum est, nec est committendum: sic et super illos talis sententia venit, qualis numquam venit, nec veniet. Haec aptius est de consummatione mundi suscipere, cujus figura fuit tribulatio illa. Tunc vere talis erit tribulatio, qualis numquam fuit.

Porque así como cometieron un crimen que nunca se ha cometido ni se volverá a cometer, así también les sobrevino una sentencia que nunca ha llegado ni jamás volverá a ocurrir. Pero es más propio entender esto de la consumación del mundo, que fue prefigurada por aquella tribulación. Entonces habrá verdaderamente una tribulación como nunca la hubo.

Opus Imperfectum en Matthaeum, Hom. XLVIII In consummatione enim gentis Judaeae Jerusalem destructa est, quae tamen videbatur esse Jerusalem, non autem vera erat. In consummatione autem mundi Ecclesia aut desolata, aut desolanda est: adhuc tamen illa quae videbatur Ecclesia, non autem quae vera erat, aut est.

Porque en la consumación de la nación judía Jerusalén fue destruida, la cual todavía se percibía como Jerusalén pero en realidad no lo era. En la consumación del mundo, la Iglesia estará desolada o será desolada: es decir, lo que se percibe como la iglesia, no lo que verdaderamente fue y es la iglesia.


San Jerónimo

San Jerónimo, uno de los cuatro Grandes Padres de la Iglesia latina, identifica frecuentemente la consumación de la era con el tiempo del reinado del Anticristo.

Comentarios en Zachariam. Pastor stultus, et imperitus, haud dubium quin Antichristus sit; qui in consummatione mundi dicitur esse venturus.

Sin duda alguna, el pastor necio e inexperto es el Anticristo, de quien se dice que vendrá en la consumación del mundo.

Este comentario de Jerónimo es reiterado por

Ruperto de Deutz, Commentaria in duodecim Prophetas minores

Haymo Halberstatensis, Enarratio in duodecim Prophetas minores

Otro ejemplo:

Comentarios en Isaías. In consummatione mundi, quando orbis redactus fuerit in solitudinem et obtenebratus sol in ortu suo et luna splendorem suum non dederit, tanta fient ab Antichristo signa atque portenta, ut iniquitate crescente, refrigescat caritas multorum, ad decipiendos etiam si fieri potest electos Dei.

En la consumación del mundo, cuando… el sol se oscurecerá…, tantas señales y prodigios serán hechos por el Anticristo…

La abominación desoladora de Mt 24:15 es identificada como el Anticristo en la Iglesia.

Commentaria in Matthaeum, 24:15 “Cum ergo videritis abominationem desolationis, quae dicta est a Daniele Propheta, stantem in loco sancto, qui legit, intelligat”. … Potest autemsimpliciter aut de Antichristo accipi… stare in loco sancto, hoc est, in Ecclesia.

“Por tanto, cuando veáis en el lugar santo la abominación desoladora de que habló el profeta Daniel, el que lee, entienda”. … Esto también puede entenderse simplemente del Anticristo… de pie en el lugar santo, es decir, en la Iglesia.

Durante la consumación de la era debemos tener cuidado de que nuestra Fe y nuestro amor al Señor no se enfríen.

Commentaria in Matthaeum, 24:20 Si autem de consummatione mundi intelligitur, hoc praecipit, ut non refrigescat fides nostra et in Christum charitas…

Pero si entendemos la consumación del mundo, tengamos cuidado de que nuestra fe y nuestro amor a Cristo no se enfríen...

Este comentario de Jerónimo es reiterado por

Venerable Beda. 

Rábano Mauro.

Santo Tomás de Aquino.

San Agustín

San Agustín, uno de los cuatro Grandes Padres de la Iglesia latina, identifica el fin de los tiempos y el tiempo del Anticristo.

De civitate Dei, Liber XXI, Caput XXVI Erit etiam in fine saeculi tribulatio tempore Antichristi, qualis nunquam antea fuit.

Además, al final de los tiempos habrá tribulación durante el tiempo del Anticristo, como nunca antes la hubo.


San Beda el Venerable

El fin de los tiempos es el momento en que el Anticristo reinará.

Explanatio Apocalypsis, Liber tertius, Caput XVII Antichristus qui in fine saeculi regnaturus est,…

Anticristo, que reinará en el fin de los tiempos…

San Juan Damasceno

San Juan Damasco dice que el Anticristo viene en la consumación del siglo.

Una exposición de la fe ortodoxa, Libro IV Debe saberse que el Anticristo está obligado a venir. Por tanto, todo aquel que no confiesa que el Hijo de Dios vino en carne y es Dios perfecto y se hizo hombre perfecto, después de ser Dios, es Anticristo (1 Juan 2:22). Pero en un sentido peculiar y especial, el que llega en la consumación del siglo se llama Anticristo.

Carlomagno

Carolus Magnus, Emperador del Sacro Imperio Romano Germánico, dice que el Anticristo llegará al final de los tiempos (finem saeculi extremi):

De imaginibus, Liber Primus, Caput XX Adventum vero Antichristi, finem saeculi extremi, discrimen iudicii et aeternam bonorum gloriam, poenamque reproborum, concordi utrumque Testamentum veritate profatur.

La llegada real del Anticristo, al final de los tiempos, el juicio que separará, la gloria eterna de los buenos y el castigo de los réprobos, está verdaderamente explicada de manera concordante en ambos testamentos.

Remigio de Auxerre

Remigio de Auxerre, comentando Génesis 15:14, dice que durante el fin de los tiempos el Anticristo hará estragos.

Gén 15:12 Y cuando se ponía el sol, un sueño profundo cayó sobre Abram, y un horror grande y oscuro se apoderó de él.

Commentarius in Genesim, 15:12 Solis occubitus finem saeculi significat, quando per Antichristum tenebrosus horror, id est persecutio vel perturbatio futura est.

La puesta del sol significa el fin de los tiempos, cuando debido al Anticristo habrá un temblor sombrío, es decir, persecución o confusión.

Anselmo de Laon y Schola

Anselmo de Laon es el fundador de una escuela de eruditos que produjo la Glossa ordinaria, una glosa interlineal y marginal. La Schola dice que el Anticristo ruge en la consumación de la era.


Glossa ordina, Liber Iudith, CAPUT II. VERSOS. 17.- “Descendit in campos”. Damasco potus sanguinis interpretatur, in qua principes gentium exprimuntur, que sedientos de la sangre de los fieles: qui sitiunt sanguinem fidelium: maxime in tempore messis, id est, in consummatione saeculi debacchante per latitudinem orbis furore Antichristi.


"Bajó a las llanuras". Damasco se entiende como un beber sangre, en el que se representan los príncipes de los gentiles, que tienen sed de la sangre de los fieles: sobre todo en el tiempo de la cosecha, es decir, en la consumación de la época en que la locura del Anticristo está haciendo estragos en todo el mundo.

Fuente

*** *** ***
Relacioando

Mons. Louis Gaston de Ségur 

¿Habrá Papas hasta el fin del mundo?

Sí, hasta el fin del mundo, y he aquí por qué: Nuestro Señor JESUCRISTO, cuando envió a su Iglesia a predicar el Evangelio a todos los pueblos, declaró solemnemente "que estaría con ella hasta el fin del mundo". Lo prometió Él, cuyas palabras no pasan. La Iglesia católica, la Iglesia de San Pedro y de los Apóstoles, durará, pues, tanto como el mundo; y como el Papa es la Cabeza de la Iglesia, el Papa durará tanto como la Iglesia. El Papa es tan esencial para la vida de la Iglesia como la cabeza lo es para la vida del cuerpo. No más Papa, no más Iglesia; no más Iglesia, no más Religión; no más Religión, no más sociedad humana. Todo esto se mantiene unido; DIOS lo ha regulado así. 

Por lo tanto habrá Papas hasta el fin del mundo, hasta el Anticristo. 
Pío IX morirá, pero el Papa no morirá.

"il y aura des Papes jusqu'à la fin du monde, jusqu'à l'Antéchrist "

Oeuvres
 Louis-Gaston de Ségur · 1882


*** *** ***
ROMA SERÁ LA CAPITAL DEL ANTICRISTO... ESTA ES LA TRADICIÓN...DE ORIGEN APOSTÓLICO

"Que pase todavía algún tiempo, y la Revolución dará á luz á su hijo, al hijo de Satanás, adversario del Hijo de Dios, «el hombre del pecado,» como dice San Pablo ; «el hijo de perdición , el enemigo que se ensalzará sobre todo lo que se llama Dios ó de lo que recibe un caito.» El Antecristo, en efecto, no solamente aplastará el cristianismo y la verdadera Iglesia; no solamente abolirá el culto del verdadero Dios, el sacrificio católico y el culto del Santísimo Sacramentosino que se elevará por encima de todos los dioses de las naciones, de sus Ídolos y de sus ceremonias ; y se sentará en el templo de Dios, y se mostrará en él como si fuese Dios. El misterio de iniquidad quedará consumado en toda su ostensión, como lo fue al principio, cuando Jesucristo, nuestro Jefe, expiró sobre la Cruz, y Satanás se creerá dueño de todo. Su culto público se establecerá por todo el universo, por medio de aquellos prestigios y falsos milagros de que habla el Evangelio. Y estos deberán ser muy poderosos , cuando Nuestro Señor , para prevenirnos contra ellos , nos declara que habrá « que seducir á los elegidos mismos» (si esto fuera posible): et dabunt signa magna et electi. (S. Math. , xxiv.) Según todas las probabilidades, y según el testimonio de los. antiguos Padres , Roma infiel, á pesar del Papado, que perseguirá como en otro tiempo, Roma será la capital del Antecristo y de su imperio , la Babilonia universal , maldita, mas completamente aunque bajo Nerón y los Césares paganos. Suárez , Belarmino , Cornelio á Lapide, aseguran que esta es la tradición común de los Santos Padres, y que esta tradición tiene un origen apostólico. Uno de los motivos más serios que inducen a creer que nos acercamos definitivamente a estos tiempos nefastos , es que nadie cree en ello."


Monseñor Louis Gaston Adrien de Ségur
La revolución
1863


*** *** ***

***

SE JUNTARON MUCHAS PIEDRAS PARA CONSTRUIRLO, SOBRE UNA SE AFIANZA, Y ESTRIBAN TODAS

S.S. Clemente XIV

Cum summi Apostolatus

Con esta hermandad de ánimos se acreditará especialmente aquella unidad en que estáis con Nos consolidados. Porque uno solo es el edificio de la Iglesia, cuyo cimiento puso San Pedro en esta Sede; pues aunque se juntaron muchas piedras para construirlo, sobre una se afianza, y estriban todas. Uno es el Cuerpo de la Iglesia, y su Cabeza es Cristo, en quien todos estamos incorporados. Nos, que somos su Vicario, estamos por su dignación en mayor altura presidiendo á los restantes: mas vosotros unidos con Nos, como Cabeza visible que somos de la Iglesia, sois los miembros principales del mismo Cuerpo. Y así, ¿qué puede acaecer á cualquiera de nosotros, que no alcance á todos, y á cada uno? Por lo que como nada habrá que exija vuestra particular vigilancia sin que tambien deba referirse á Nos, y ser objeto de nuestros cuidados, de la misma suerte habéis de juzgar que os importa mucho cuanto pertenezca á Nos, y necesite de nuestra atención, y diligencia. Por tanto, conspirando todos en una voluntad, animados de aquel mismo espíritu que desciende de nuestra cabeza mística, y difundiendose por todos los miembros les dá vida: debemos trabajar intensamente, con es pecialidad para que el cuerpo de la Iglesia se mantenga integro, ileso, torso, y puro, instruido...


*** *** ***

LOS DOS TESTIGOS SEGÚN SAN CESÁREO DE ARLES

San Cesáreo de Arles

LOS DOS TESTIGOS: LOS DOS TESTAMENTOS Y LA IGLESIA

Y daré orden a mis dos testigos, es decir, a los dos Testamentos, y profetizarán mil doscientos sesenta días. Indicó el número de la última persecución, y de la paz futura, y de todo el tiempo que discurre desde la pasión del Señor; porque uno y otro tiempo tienen el mismo número de días como se dirá en su lugar. Vestidos de saco, es decir, con cilicios: porque pertenecen al orden de los penitentes, es decir, al orden de aquellos que confiesan sus pecados, por eso dice que están «vestidos de saco» por el espíritu de humildad. A continuación él muestra quiénes son estos dos testigos diciendo: Éstos son los dos olivos y los dos candelabros que están en la presencia del Señor de la tierra. Estos son los que «están» no los que «estarán». Los dos candelabros es la Iglesia, pero por causa del número de los Testamentos dijo dos; de igual modo que dijo cuatro ángeles para significar la Iglesia, aun cuando sean siete siguiendo el número de los ángeles de la tierra, así también toda la Iglesia es representada por los siete candelabros si bien enumera uno o más de uno según los lugares. Pues Zacarías contempló un solo candelabro de siete brazos, y estos dos olivos, es decir, los dos Testamentos, verter el aceite en el candelabro, es decir en la Iglesia. Así como en el mismo lugar tiene los siete ojos, la gracia septiforme del Espíritu Santo, que están en la Iglesia y observan atentamente toda la tierra.

La oposición a los testigos y a la Iglesia.

Y si alguno quiere herirles o matarles, un fuego saldrá de su boca y devorará a sus enemigos, es decir, si alguno hiere o quisiera herir a la iglesia, con las oraciones de su boca será consumido por el fuego divino ya sea en el presente para su corrección, ya sea en el siglo futuro para la condenación. Estos tienen la potestad de cerrar el cielo para que no llueva durante los días de su profecía. Dice «tienen»; no dice «tendrán». Dice esto para significar el tiempo que transcurre actualmente; pero el cielo es cerrado espiritualmente, para que no llueva, es decir, para que —por el juicio secreto de Dios, pero sin embargo justo— la bendición no descienda de la Iglesia sobre la tierra estéril.

Y una vez que hubieren terminado su testimonio, la bestia que sube del abismo le hará la guerra. Muestra

abiertamente que estas cosas tendrán lugar antes de la última persecución, cuando dice: Una vez que hubieren terminado su testimonio, es decir el que presentan hasta la revelación de Cristo. Y los vencerá y los matará. «Vencerá» en aquellos que habrán sucumbido, «matará» en aquellos que habrán testimoniado a Dios. Y su cuerpo será arrojado en las plazas de la gran ciudad. Por los dos él no habló más que de un solo cuerpo, y en algunas ocasiones habla de cuerpos no solo para indicar el número de los Testamentos sino también el cuerpo único de la Iglesia, según estas palabras: «Has echado mis palabras a mis espaldas».


LA MUERTE DE LOS DOS TESTIGOS

En las plazas de la gran ciudad, es decir, en medio de la Iglesia.

Y muchos de los pueblos, y tribus, y lenguas, verán su cuerpo durante tres días y medio, es decir, tres años y seis meses; en efecto, mezcla el tiempo ya sea el presente ya sea el futuro, como dice el Señor: «Llegará», dice, «la hora en la que todo aquel que os matare estimará prestar culto a Dios». Y es lo que ahora acontece y lo que vendrá. Y no dejará depositar sus cuerpos en una tumba.

El ha descrito su deseo y su combate. Nada puede hacer que la Iglesia no esté en su memoria, según estas 

palabras: «Ni vosotros entráis ni a los que entran dejáis entrar», aunque muchos hayan entrado a pesar de los que los cambatían, es por esto que ellos no permitían depositarlos en una tumba. Y los que habitan sobre la tierra se gozarán sobre ellos y celebrarán banquetes y se intercambiarán regalos.

Esto siempre ha tenido lugar y todavía ahora se intercambian presentes y en los últimos tiempos se alegrarán y celebrarán banquetes; pues cada vez que los justos son afligidos los hombres injustos exultan y festejan. Puesto que estos dos profetas los habían atormentado: por las plagas que afligen al género humano por causa del desprecio de los Testamentos de Dios. Porque la vista misma de los justos agobia a los injustos, como ellos mismos dicen: «Su sola presencia nos es insufrible». Pero ellos se alegrarán en todo lugar como si ellos no tuviesen ya más nada que soportar impacientemente después de haber dispersado y matado a los justos y después de haberse adueñado de su heredad.


LA RESURRECCIÓN DE LOS DOS TESTIGOS

Y al cabo de los tres días y medio, un espíritu de vida enviado por Dios entró en ellos. Ya se ha hablado de los días. Hasta aquí el ángel describió lo que llegará, después introduce como ya cumplido lo que entiende que ha de venir. Y se levantaron sobre sus pies, y cayó gran temor sobre los que estaban mirando. Y oí una gran voz, venida del ciclo, que les decía: «Subid acá». Y subieron al cielo en la nube. Esto es lo que dijo el Apóstol: «Seremos arrebatados sobre la nube al encuentro del Señor». Pero antes de la venida del Señor esto a nadie podía acontecer, como está escrito: «En primer lugar, después los que están con Cristo en su venida». Se excluye así la conjetura de los que estiman que estos dos testigos eran dos hombres que habían ascendido al cielo entre las nubes antes del advenimiento de Cristo. ¿Pero cómo los habitantes de la tierra se han podido alegrar de la muerte de los dos testigos si ellos han muerto en una sola ciudad, e intercambiarse regalos si pasan tres días antes de que se alegren de su muerte aquellos que se entristecerán por su resurrección? ¿O qué regalos ó qué placer puede encontrarse para festejar en las plazas cuando los cadáveres humanos contaminaron estos festines con el olor infecto que ellos expandieron durante tres días?. Que el Señor se digne liberarnos.

COMENTARIO AL APOCALIPSIS SAN CESÁREO DE ARLÉS
(Atención el libro es la edición de los años 90 de la Ramera Conciliar)

https://archive.org/details/san-cesareo-de-arles

*** *** ***

DOS CONVERSIONES EN LA CIUDAD ETERNA

 

Cardenal Ganganelli
(Ulteriormente S.S.Clemente XIV)
Tomo III Carta CIX

 Los Judíos mismos entrarán en el Gremio de la verdadera Iglesia; y por esta firme esperanza, fundada en las Sagradas Escrituras, se les tolera dentro mismo de Roma, con el libre, y pleno ejercicio de su Religión.



*** *** ***


Santo Tomás de Aquino
Suma teológica - Parte Ia - Cuestión 21

La justicia y la misericordia aparecen tanto en la conversión
de los Judíos como en la de los Paganos.
Pero hay una razón de justicia en la conversión de los Judíos
que no se da en la de los Paganos. 
Y es que aquéllos son salvados por las promesas hechas a sus Padres.

*** *** ***

El Lourdes romano


Historia de la milagrosa conversión del judío 
Mr. de Ratisbonne en Roma
Conversión resumida

*** *** ***


La única aparición Mariana
en la Ciudad Eterna

Théodore de Bussierre se había convertido del protestantismo al catolicismo y se encontraba en la ciudad de Roma para reunirse con un grupo de católicos franceses en peregrinación. Bussierre le presentó a Alphonse a amigos católicos y le pidió que se colgase al cuello la Medalla de la Virgen Milagrosa y que copiase la oración Memorare para su rezo.​ Alphonse aceptó hacerlo a manera de prueba, se colocó la medalla y escribió la oración. La mañana del 20 de enero de 1842, Alphonse acompañó a Théodore a solicitar la misa del funeral de un amigo de ambos, el conde de Ferronays.​ Se dirigieron a la Basílica de Sant'Andrea delle Fratte, junto a la plaza de España de Roma. Mientras visitaba la basílica, en la cual hay obras artísticas de Bernini y Borromini, se le apareció en la Capilla de San Miguel una mujer de extraordinaria belleza, con una gran luz, como la Virgen Milagrosa de la medalla. Posteriormente Théodore le llevó a la Iglesia del Gesù,6​ de la Casa Profesa de la Compañía de Jesús, y le presentó al sacerdote Philippe de Villefort, al cual contó aquel suceso.9

Él mismo escribió, refiriéndose a los hechos:

La Virgen no pronunció ninguna palabra, pero yo lo comprendí todo... experimenté un cambio tan completo que creí ser otro, la alegría más ardiente brotó del fondo de mi alma; no podía hablar... no sabría dar cuenta de las verdades de las cuales había adquirido conocimiento y fe. Todo lo que puedo decir es que cayó el velo que tenía ante los ojos; no un solo velo, sino que se desvaneció la multitud de velos que me rodeaba... salí de un abismo de tinieblas, vi al fondo del abismo las miserias extremas de las que había sido sacado por obra de una misericordia infinita... tantos hombres descienden tranquilamente a este abismo con los ojos cerrados por el orgullo y la indiferencia... Se me pregunta cómo he aprendido estas verdades, pues es cierto que nunca he abierto un libro de religión, ni he leído nunca una sola página de la Biblia: todo lo que sé es que, entrando en la iglesia, lo ignoraba todo, y saliendo, lo veo todo claro... no teniendo ningún conocimiento literal, interpreté el sentido y el espíritu de los dogmas, todo esto entró en mí, y estas impresiones, mil veces más rápidas que el pensamiento, no solamente conmovieron mi ánimo, sino que lo dirigieron hacia una nueva vida... Los prejuicios contra el Cristianismo ya no existían, el amor de Dios había tomado el lugar de cualquier otro amor.



De los jesuitas pasó, con la aprobación del Papa Pío IX, a la Congregación de los Religiosos de Nuestra Señora de Sión, fundada para la conversión de los judíos.

Fundó una sede de esta Congregación en Palestina.

Evangelizó en Tierra Santa y fue considerado un predicador erudito y respetado.

La resonancia de la aparición mariana a Ratisbonne fue particularmente fuerte el 18 de enero de 1848, cuando el altar en el que se apareció Nuestra Señora, ya dedicado a San Miguel, fue consagrado a la Santísima Virgen María.

El pueblo comenzó a identificar aquel edificio como la iglesia de la Virgen del Milagro.


Debido a esta devoción y a las numerosas conversiones que se produjeron, el Papa Benedicto XV llamó a la iglesia el «Lourdes romano».

El Papa Pío XII la elevó a basílica en 1942.


Marie-Alphonse Ratisbonne y Marie Theodor  Ratisbonne 
Congregación de Nuestra Señora de Sión

Fundada en 1844 por el presbítero Mr. de Ratisbonne, Consta de una rama femenina y una masculina (fundada en 1852) con el objeto de educar é instruir gratuitamente en la religión católica á niñas y niños israelitas, con el consentimiento de sus padres.

El Conciliábulo V.II convirtió la Obra de los hermano Ratisbone en una sociedad indiferentista. 

*** *** ***


Gran Rabino de Roma 
 Israel Anton Zoller

Converso al Catolicismo tomó el nombre de Eugenio Pío Zolli, Eugenio por Eugenio Maria Giuseppe Giovanni Pacelli y Pío por S.S.Pío XII


*** *** ***

31 DE OCTUBRE, VIGILIA DE TODOS LOS SANTOS, DÍA DE AYUNO Y ABSTINENCIA.

 


REGINA IN CAELUM ASSUMPTA


***

SAGRADA CONGREGACION DE RITOS 
NUEVA INVOCACIÓN EN LA LETANÍA LAURETANA

Por decreto del 31 de Octubre último (1950), se manda que en las Letanías de la Santísima Virgen, después de la invocación «Regina sine labe originali concepta se añada inmediatamente esta otra 
REGINA IN CAELUM ASSUMPTA.

***

SAN QUINTÍN, Mártir



31 de octubre del Año del Señor
SAN QUINTÍN,
Mártir

Vosotros afectáis ser justos ante los hombres,
pero Dios conoce vuestros corazones;
porque lo que es grande ante el mundo
es abominación ante Dios.
(Lucas, 16, 15).


San Quintín, hijo del senador Zenón de Roma, fue aprehendido por el prefecto Rictio Varo mientras predicaba el Evangelio en Picardía. Después de haber sido azotado, fue cargado de cadenas y echado en una prisión; mas, un ángel lo sanó de sus heridas, lo libró de sus cadenas y le abrió las puertas de la cárcel. Predicó en medio de la calle y convirtió a seiscientas personas. El tirano lo hizo atormentar de diversas maneras y, viéndolo invencible lo hizo decapitar, en el año 287, después de cuatro años de maravilloso apostolado.


ORACIÓN

Haced, os lo suplicamos, Dios omnipotente, que la intercesión del bienaventurado Quintín, vuestro mártir, cuyo nacimiento al cielo celebramos, nos fortifique en el amor de vuestro santo Nombre. Por J. C. N. S. Amén.


MEDITACIÓN SOBRE LA HIPOCRESÍA

I. La mayor parte de los hombres se esfuerzan más por parecer cristianos y virtuosos que por serlo en realidad. Se salvan las apariencias, se quiere contentar a los hombres, pero uno no se toma mucho trabajo por contentar a Dios y la propia conciencia. Se ordena el exterior y el alma está en desorden. ¡Desventurados! Dios nos ve tales cuales somos y no tales cuales queremos aparecer. Dios es quien nos juzgará y no los hombres; no podemos engañarlo, nos engañamos a nosotros mismos.

II. ¿Qué pretendes con esa devoción de apariencia? ¿De qué te servirá la estima de los hombres, si Dios te desprecia? Gratuitamente te condenas, tienes toda la pena que los santos encontraron en el servicio de Dios, no tienes sus consuelos en esta vida y no tendrás su recompensa en la otra. ¿Qué haréis, vosotros hipócritas, el día del juicio, cuando Dios dé a conocer vuestros crímenes a todos los hombres y a todos los ángeles?

III. A nadie juzgues por las apariencias, el rostro engaña a menudo. Tal parece orgulloso y es muy humilde. A Dios sólo pertenece el penetrar los secretos del corazón humano; interpreta las acciones de los demás como desearías que se interpretaran las tuyas. Examina tus propios defectos y mira si no eres del número de aquellos de que habla San Cipriano, que condenan en lo exterior aquello que hacen en lo interior, acusadores en público y pecadores en secreto.

Fuentes: Martirologio Romano (1956), Santoral de Juan Esteban Grosez, S.J. – Tomo IV, Patron Saints Index.


31 de Octubre del Año del Señor.
SAN QUINTÍN
Mártir
† torturado y decapitado hacia el año 287
Protector contra la tos.

Vosotros afectáis ser justos ante los hombres, pero Dios conoce vuestros corazones; porque lo que es grande ante el mundo es abominación ante Dios. (Lucas 16, 15)

+ Vigilia de Todos los Santos.
+ En Roma, los santos Ampliado, Urbano y Narciso, de quienes hace mención san Pablo escribiendo a los Romanos; los cuales, por el Evangelio de Cristo fueron muertos por los Judíos y Gentiles.
+ En Constantinopla, san Estaquio, Obispo, el cual fue ordenado por san Andrés Apóstol primer Obispo de aquella ciudad.
+En Augusta de los Veromandos en Francia, san Quintín, ciudadano Romano del orden Senatorio, el cual en tiempo del Emperador Maximiano fue martirizado. Su cuerpo, al cabo de cincuenta y cinco años, por revelación de un Ángel, fue hallado incorrupto.
+ En Milán, san Antonino, Obispo y Confesor.
+ En Ratisbona de Baviera, san Wolfango, Obispo.
+ En Palma de la isla de Mallorca, san Alfonso Rodríguez, Coadjutor temporal formado de la Compañía de Jesús y Confesor, insigne por la humildad y por el continuo deseo de la mortificación; el Sumo Pontífice León XIII le puso en el número de los Santos.
+ En Roma, la Traslación de San Nemesio, Diácono, y de su hija Lucila, Virgen, los cuales el 25 de Agosto fueron degollados.

+ Y en otras partes, otros muchos santos Mártires y Confesores, y santas Vírgenes.
R. Deo Gratias.

EL DEPÓSITO DE LA FÉ, PARA QUE LO GUARDE PURA, Y RELIGIOSAMENTE


S.S. Clemente XIV
 Cum summi Apostolatus

Con sus Institutos, y Leyes fundó, y fortificó esta santa Ciudad; es a saber, su Iglesia.

A ella encomendó el depósito de la Fé, para que lo guarde pura, y religiosamente. Quiso que fuese la más firme defensa de su verdad, y doctrina, sin que prevaleciese contra ella el poder del Infierno. 

Nosotros, pues, venerables Hermanos, que somos los Gobernadores, y centinelas de la Ciudad Santa, mantengamos cuidadosamente esta preciosísima herencia de las Leyes, y Fé de nuestro Divino Fundador, Señor, y Maestro, que recibimos íntegra de nuestros mayores; y hagamos que sea transmita con toda su pureza y perfección a las venideras.

Si nosotros ajustamos todos nuestros designios y acciones a esta norma, tomada de las sagradas Letras, y seguimos fielmente las seguras huellas de nuestros Padres; creamos que hemos de estar bien prevenidos contra cualesquiera alteraciones que pudieran debilitar, o extinguir la Fé del Pueblo Cristiano, o causar alguna división en la unidad de la Iglesia.

Sean la Escritura, y la Tradición las dos fuentes de divina Sabiduría, de donde tenemos quanto es necesario para gobernar nuestra creencia, y nuestras costumbres.



*** *** ***

LA INFALIBILIDAD DEL PAPA SERÁ EL RASTRILLO CON EL QUE N.S.J.C LIMPIARÁ SU ERA

San Antonio María Claret

“El Sumo Pontífice es infalible en el sentido y la manera que se sostiene en la Iglesia Católica, Apostólica y Romana… Deseo ardientemente que esta fe mía sea la fe de todos… No dudéis eminentes padres, que esta declaración de infalibilidad del Sumo Romano Pontífice será la horca o rastrillo aventador con el que nuestro Señor Jesucristo limpiará su era, recogiendo el trigo en su granero o silo y quemando la paja en un fuego inextinguible ( Lucas 3:17). Esta declaración hará la separación de la luz de las tinieblas (Génesis 1: 4) … Ojalá yo, al confesar esta verdad, pudiera derramar toda mi sangre y sufrir la misma suerte. Deseo ardientemente, eminentísimos reverendísimos padres, que todos nosotros reconozcamos y confesemos esta verdad ”.

"Es la cabeza visible de la Iglesia y superior a toda ella."

https://archive.org/details/san-antonio-maria-claret-el-papa

https://archive.org/details/catecismo-de-la-doctrina

Audio libro
https://www.youtube.com/watch?v=oac7BaKDZX0&t=0s

*** *** ***

SAN MARCELO, Mártir



30 de octubre del Año del Señor
SAN MARCELO, 
Mártir

Es preciso pasar por medio de muchas tribulaciones
para entrar en el reino de Dios.
(Hechos, 14,21).

San Marcelo, centurión del ejército romano, como sus compañeros celebraban mediante sacrificios paganos el aniversario del emperador, exclamó arrojando sus insignias militares: "Yo sirvo a Jesucristo, el Rey eterno. Si es necesario, para ser soldado, sacrificar a los dioses y a los emperadores, me niego a servir". Fue condenado a muerte y decapitado, el 30 de octubre del año 298, en Tánger.


ORACIÓN

Haced, os lo rogamos, oh Dios omnipotente, que la intercesión de vuestro mártir San Marcelo, cuyo nacimiento al cielo celebramos, nos fortifique en el amor de vuestro santo Nombre. Por J. C. N. S. Amén.


MEDITACIÓN
ES PRECISO TRABAJAR
PARA GANAR EL CIELO

I. No nos lisonjeemos de ganar el cielo sin que ello nos cueste mucho trabajo. El reino de los cielos sufre violencia, únicamente los animosos pueden conquistarlo. Esta vida no es lugar de descanso, es campo de batalla. Jesucristo nos ha señalado el camino del cielo con las huellas de su sangre; los santos lo han regado con sus sudores, sus lágrimas y su propia sangre. ¡Qué cobardes que somos! ¿Quisiéramos tener sin trabajo lo que tanto ha costado a nuestros antepasados en la fe?

II. Todo lo que hacemos, todo lo que sufrimos es poco, si lo comparamos con lo que Dios pide, Con lo que vale el cielo y con lo que Jesucristo ha hecho para abrirnos su puerta. Sufro yo un momento para librarme de una eternidad de dolores, para gozar una gloria infinita y eterna. Vuestros sufrimientos duran sólo un momento, la gloria que esperáis es eterna. (San Pedro Damián).

III. El mundo exige de sus partidarios servicios mucho más penosos de los que pide Jesucristo a sus servidores. Mira lo que hace un soldado para alcanzar gloria, un comerciante para enriquecerse, un cortesano para agradar a su príncipe. ¿Qué no haces tú mismo para contentar tu vanidad o tus placeres? ¿Cuándo, pues, trabajarás tanto por Dios cuanto trabajaste para el mundo? ¿Cuándo harás por tu alma tanto cuanto hiciste por tu cuerpo?

Fuentes: Martirologio Romano (1956), Santoral de Juan Esteban Grosez, S.J. – Tomo IV, Patron Saints Index.

30 de Octubre del Año del Señor.
SAN MARCELO
Mártir
† martirizado hacia el año 298 en Tánger, Marruecos
Patrono de los objetores de conciencia.

Es preciso pasar por medio de muchas tribulaciones para entrar en el reino de Dios. (Hechos 14, 21)

+ En Cerdeña, el triunfo de san Ponciano, Papa y Mártir, que deportado a aquella isla por el Emperador Alejandro juntamente con Hipólito, Presbítero, muerto allí a palos, consumó el martirio. Su cuerpo fue trasladado a Roma por el Papa san Fabián y sepultado en el cementerio de Calixto. Pero su fiesta se celebra el 19 de Noviembre.
+ En Egea de Cilicia, el suplicio de los santos Cenobio, Obispo, y Cenobia, su hermana, en tiempo del Emperador Diocleciano y del Presidente Lisias.
+ En Altino, en territorio de Venecia, san Teonesto, Obispo y Mártir, que fue muerto por los Arrianos.
+ En África, el triunfo de doscientos veinte santos Mártires.
+ En Tánger de la Mauritania, el suplicio de san Marcelo, Centurión, que fue padre de los santos Mártires Claudio, Lupercio y Victorio, y consumó el martirio siendo decapitado de orden de Agricolao, lugarteniente del Prefecto Pretoriano.
+ En Alejandría, trece santos Mártires, que padecieron con los santos Julián, Euno y Macario, en tiempo del Emperador Decio.
+ En Cáller de Cerdeña, san Saturnino, Mártir, que en la persecución de Diocleciano, de orden del Presidente Bárbaro, fue decapitado.
+ En Apamea de Frigia, san Máximo, Mártir, en tiempo del mismo Diocleciano.
+ En León de España, los santos Mártires Claudio, Lupercio y Victorio, hijos de san Marcelo Centurión, los cuales, en la persecución de Diocleciano y Maximiano, por orden del Presidente Diogeniano, fueron degollados.
+ En París, san Lucano, Mártir.
+ En Alejandría, santa Eutropia, Mártir, que visitando a los Mártires, fue apresada y, con ellos cruelísimamente atormentada, entregó su espíritu.
+ En Antioquía, san Serapión, Obispo, muy esclarecido por su doctrina.
+ En Capua, san Germán, Obispo y Confesor, varón de gran santidad, cuya alma, al salir del cuerpo, vio san Benito ser llevada por Ángeles al cielo.
+ En Potenza de Lucania, san Gerardo, Obispo.

+ Y en otras partes, otros muchos santos Mártires y Confesores, y santas Vírgenes.
R. Deo Gratias.
*** *** ***